Comunidad

Indignación Escandalosa y Rastrera

Pie de fotografía: Kamala Harris con el presidente López Obrador en México

Por Alejandro Torres Navas

/Colaborador

HOUSTON, TX.- El tiempo cobra factura, la cadena de noticias Univision, se ha visto envuelta en una situación donde una persona que “supuestamente dicen ellos” se hizo pasar como periodista o reportera de la empresa, durante la conferencia de prensa de la vicepresidenta Kamala Harris en su visita a México en días pasados.

María Fernanda Reyes, quien labora en Stanford Latino and Iniciative y en el Women Economic Forum, y quien asi se registró al entrar a dicha reunión donde estaban periodistas y reporteros representantes de los medios de comunicación con la vicepresidenta, hoy es vapuleada, satirizada, atacada, acosada y falsamente acusada por esta empresa llamada Univision.

Durante la conferencia de prensa, los organizadores de la reunión, personal de la Casa Blanca, le dio la palabra a María Fernanda mencionándola como reportera de Univision, ella procedió a hacer una pregunta a Kamala Harris, y la rabiosa respuesta no se hizo esperar de parte de algunas gentes de la cadena de “noticias”.

Sucede, que ahora una señora, de nombre María Antonieta Collins, por cierto muy beata, con toda su furia que caracteriza a la mayoría de personajes de esta cadena de noticias, entrevistó a María Fernanda haciéndola responsable de un supuesto “daño” a periodistas y reporteros de Univision, la pregunta es ¿qué daño?, resulta demasiado pueril y pretencioso que se mencione un daño, y que de manera artera se le haga responsable a esta pobre mujer de algo que ella no propició.

Pero que se puede esperar, de periodistas y reporteros de esta cadena,  que cuando se trata de noticias ventajosas, amañadas, sensacionalistas, amarillistas, capciosas, difamadoras, infamantes, difamantes, insidiosas, mentirosas, acosadoras, basadas en supuestos dichos, y bajo la premisa bastarda de intereses económicos aseguran cosas que no son ciertas, y que se han prestado para golpes mediáticos en contra diferentes organizaciones, a las que ellos si, les han causado grandes y graves daños, morales, físicos, económicos y de toda índole.

El profesionalismo periodístico se demuestra con hechos reales de verdadera información, no con la obsesión recalcitrante de persecución en contra de personas, instituciones y organizaciones, utilizando el micrófono y la cámara para lograr intereses bastardos y defender un prestigio ganado con infundíos, mentiras, falsedades y otras artimañas.

 

laopinion Administrator
Sorry! The Author has not filled his profile.
×
laopinion Administrator
Sorry! The Author has not filled his profile.

Comment here